Mermeladas caseras

mermeladas

Mermeladas Caseras

 

Muchas frutas de temporada llegan a su fin al acabar el verano. Para poder seguir disfrutándolas a lo largo del año y para aprovechar  sus propiedades podemos elaborar mermeladas caseras.

Estas mermeladas las podemos elaborar en nuestras casas de manera muy sencilla. Además podemos hacerlas light sustituyendo el azúcar por otros edulcorantes naturales, además de aromatizarlas con ralladuras de cítricos como el limón y la naranja.

Para que la fruta y los azúcares o edulcorante utilizados estén bien mezclados, lo mejor es dejarlos macerar unas horas antes de la cocción. Normalmente la mezcla es 60% fruta pero al fabricarlas nosotros mismos podemos utilizar más fruta y menos azucares.

El tiempo de cocción dependerá de la fruta utilizada. Sabremos que está bien cocida cuando la mezcla esté espesa. Si no conseguimos el espesor deseado,  tendremos que añadirle a la mezcla un poco de pectina. Normalmente la fruta la tiene en su composición pero a veces es insuficiente para que la mermelada quede con más consistencia. Si utilizamos pectina extra, tendremos que añadirle zumo de limón para activarla.

Es importante que los tarros donde lo vamos a guardar estén bien limpios y libres de impurezas. Para ello aconsejamos hervirlos antes de su utilización.

Si una vez terminada nuestra mermelada la guardamos aún caliente en los tarros ya preparados y los cerramos rápidamente, no hará falta cocer los tarros al baño maría, ya que el mismo calor de la mermelada hará que se cree el vacío en su interior.

Os animamos a elaborar mermeladas y confituras caseras. Además de aprovechar frutas de temporada, nos alimentaremos con productos sin conservante y colorantes químicos.

0 Comentarios

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*